Olores típicos de la primavera

06 Oct Olores típicos de la primavera

Cada estación del año tiene sus aromas característicos. Es uno de los indicadores más potentes de que nos encontramos en una u otra estación y también uno de los que más desapercibidos pasan.

Si lo piensas, el olor piscina o a pavimento te evocará al verano. Las hojas secas y crujientes al otoño, y el olor a nieve o a pino al invierno.

Con la llegada de la primavera los perfumistas dejan atrás las fragancias más pesadas e intensas para ponerse manos a la obra y trabajar con aromas más frescos y cítricos, con notas florales, frutales y tropicales.

Algunos de los ingredientes de los que echan mano son los siguientes: jazmín, menta, limón, mandarina, manzana, almizcle, cedro, pachuli, bergamota, pomelo, fresias, peonías, nerolí, lirios o sándalo.

Con todos ellos consiguen olores típicos de la primavera como los siguientes.

  • Aromas a flores frescas: rosas, azahar, lavanda, etc.
  • Aromas a frutas frescas: manzana, mandarina, limón, etc.
  • Y otros como la brisa marina o el olor a tierra mojada, tan típica de las tormentas de verano.